lunes, 27 de agosto de 2012

CUENTO FINAL: "Last Night"


Por mas que lo intento no logro descifrar lo que ocurrió anoche, ahora si comienza a preocuparme, desde mi habitación escucho el llanto de mi madre, desde esta mañana ha estado rogándome que le cuente la verdad, jurándome que no va juzgarme, quisiera saber a que se refiere, no tengo idea, mi padre se limita a mirarme decepcionado, jamás había estado tan confundida. Creo que los adultos siempre hacen los problemas mucho mas grandes de lo que son, en especial mis padres, son drama en pasta, también creo que son ellos mismos los que le ven el lado perverso a todo, la mente de los niños es corrompida por sus propios padres; sin embargo en esta ocasión seria bueno escuchar alguno de sus discursos, que me dieran siquiera una pista de aquello tan grave que hice.
 De anoche tengo un gran vacío mental, es como si mi mundo se hubiera detenido por un momento, me llegan a ratos pequeños flash backs, nada concreto y mucho menos coherente, como una extraña combinación de personajes y escenarios que confluyen en situaciones aun mas bizarras.
Recuerdo que la mayor parte del tiempo estuve con Sara, quizás deba llamarla y preguntarle, si tan solo la incomunicación no estuviera dentro de mis tantos castigos; recuerdo que me caí casi entrando a la finca donde tuvo lugar la fiesta, en el camino de piedritas, y ¡como no recordarlo!, si tengo cinco grandes morados en mis rodillas como prueba fehaciente, recuerdo que Jose estaba conmigo, recuerdo su aroma, su voz y sus comentarios (con los que como siempre me sacó una sonrisa), recuerdo pensar en la rabia que me provocaba quererlo tanto, casi necesitarlo, incluso creo que se lo dije mientras lo miraba a los ojos; como me gusta hacer eso, porque su mirada me dice tanto y a la vez tan poco que cada que lo miro me propongo no parar hasta descodificar cada uno de sus pensamientos, nunca lo logro, pero me gusta cuando mi mirada lo incomoda y para zafarse no tiene mas remedio que besarme en los labios, y nos besamos, y a mi se me olvida por completo que estoy hecha un desastre, el alcohol que recorre mis venas parece quedar sin efecto, me olvido incluso de que todo es una farsa, de que él nunca podrá quererme, de que por mas que quisiera que me amara como yo a él en esos besos y caricias empezaría y terminaría nuestro efímero amor, mas rabia me daba aun conocer la frívola verdad y seguir entregándome a el sin el mas mínimo pudor.
Lo que sea que ocurrió anoche tuvo que ver con Jose, mis padres lo odian a pesar de conocerlo solo por referencias, yo les había dicho que él no iría con nosotros, por supuesto que se enteraron que no fue así,  sin embargo no creo que sea la razón de su enojo, creo que hasta debían sospecharlo, pero mi madre tiene la fea costumbre de mentirse a si misma para creer que todo esta bien y que sus hijas no matan una mosca;  y que lo diga de mi, ¡pero mi hermana!, esa si es caso perdido, entiendo que sea un año mayor que yo y ya sea mayor de edad (legalmente porque mentalmente esta en pre kínder),  pero ya desde los 16 se veía venir que estaba perdida, mi tía siempre dijo que la descarriada seria yo, muy equivocada nunca estuvo, pero sin duda alguna mi hermana logro superarme con creces.
¡ Brownies! Recuerdo que los comimos porque la mama de Sara los mandó, los recuerdo porque Jose me guardó dos y cuando me los dió me susurró al oído que eran casi tan dulces como yo, y yo casi lo mato con la mirada, porque él sabe que me aterra que sea cursi, (mas bien eso le he hecho creer, porque se me hace mas difícil olvidarlo con tanta meloseria). Quisiera recordar algo mas útil, yo sé que la noche de ayer fue triste, también sé que lo que ocurrió fue medio grave, quisiera tomármelo todo mas enserio ya que para todo el mundo parece ser tan importante. Jose, Jose, ¿Que me has hecho?, sé que bebí todo el alcohol que pude, que mi visión se nublo, que no podía mantenerme en pie aunque poco lo intentaba y aun menos me importaba, supongo que me metiste tanta droga como pudiste, eso no seria nuevo, pero ¿ porque tengo sangre en mi ropa? ¿Porque me siento tan culpable? Creo que esta vez si tocamos fondo.
Mi madre parece venir hacia mi habitación, continua llorando desconsoladamente. Y mas rápido de lo que puedo procesarlo, la verdad, presente en sus palabras en tono de duda, se clava en mi pecho como 10.000 cuchillos a sangre fría - Dime si fuiste tu quien asesinó a Jose….
Estoy hecha un desastre, el alcohol que recorre mis venas parece quedar sin efecto, me olvido incluso de que todo es una farsa, de que él nunca podrá quererme, de que por mas que quisiera que me amara como yo a él en esos besos y caricias empezaría y terminaría nuestro efímero amor. 

0 comentarios: